Pódcast HistorHilando T1E9: El milenario arte de la cetrería 1

Pódcast HistorHilando T1E9: El milenario arte de la cetrería

Pódcast HistorHilando T1E9: El milenario arte de la cetrería
Historhilando

 
 
00:00 /
 
1X
 

En el episodio de hoy: el milenario arte de la cetrería, Patrimonio cultural inmaterial de la Unesco desde el año 2010.

España fue uno de los primeros países que apoyaron la candidatura  de la cetrería como Patrimonio cultural inmaterial de la Unesco.

En la época moderna la cetrería está muy arraigada desde que la impulsara Félix Rodríguez de la Fuente, pero su historia viene de muy lejos.

¿Sabes que en España tenemos el título de Halconero Mayor del Reino? Antes de llegar a este punto, vamos a ver el origen de la cetrería.

La cetrería consiste en entrenar aves de presa, principalmente halcones, para la caza. Hoy en día se considera casi un deporte y una práctica de exhibición.

Desde varios siglos antes de Cristo hay indicios del uso de aves para la caza en el lejano oriente, pero son poco sólidos y no está probado su origen.

La primera prueba fehaciente de la cetrería la encontramos en el siglo V  en un mosaicos en la villa de Argos, en el Peloponeso (Grecia). A partir de este siglo hay múltiples referencias en la Galia de la Roma clásica.

Parece ser que los introductores de la cetrería en Europa fueron los visigodos, y también los pueblos germánicos septentrionales, es decir, los que llegaron a la Europa occidental siguiendo las rutas al norte de los ríos Danubio y Rhin que incluso legislaron sobre la cetrería.

También practicaron la cetrería las tribus árabes de Iraq y Siria hacia el siglo IV o V. Después se difundiría por el norte de África y llegaría hasta la península Ibérica, donde se unieron dos corrientes cetreras: la germánica y la árabe. La cetrería hispánica tomó lo mejor de cada una de ellas.

Más adelante, la cetrería fue muy practicada en Inglaterra en la segunda mitad del siglo IX.

En aquellos días, según el rango de cada hombre, podía llevar un ave de presa distinta sobre su brazo.

Un rey llevaba un halcón gerifalte; un conde, un halcón peregrino, un burgués con hacienda, un azor, y un sacerdote, un gavilán; Los peones también cazaban con aves de presa para alimentarse, pero eso estaba prohibido por los reyes.

La época dorada de la cetrería sería desde el siglo VI al XVI, en los que se cazaban presas pequeñas con halcones y azores. La cetrería pasa entonces de ser una técnica de caza de pueblos nómadas a una práctica de nobles y reyes.

En 1989, la cetrería como deporte fue vetada durante 6 años. Ahora hay múltiples asociaciones regionales y en muchos casos, está vinculada a las federaciones de caza.

Actualmente se estima que hay unos 2.000 cetreros en España.

Existe una institución especial que protege y promueve la cetrería: el Gremio de Halconeros de la Real Casa de Volatería que siempre estuvo al servicio del Rey. El término «volatería» es un sinónimo de cetrería.

Esta agrupación se inició con el rey  Fernando III el Santo (que reinó entre los años 1199 y 1252). Se disolvió en 1748 pero ha sido retomada siendo su patrón honorífico el Rey Juan Carlos I.

En su primera época, al ser una institución al servicio del rey y con objetivos de ser útil para la caza, existía el cargo de Halconero Mayor del Reino. Esta persona era a la que el rey le posaba el halcón en el brazo.

Hoy en día se mantiene la tradición con el cargo a título honorífico.

El 16 de noviembre se celebra el Día Mundial de la Cetrería. Este día es el que en el año 2010 la cetrería fue declarada Patrimonio de la Humanidad.

Actualmente el arte de criar y entrenar aves rapaces tiene mucha utilidad. Estas aves cazadoras son utilizadas en estadios de fútbol y aeropuertos para ahuyentar a las palomas.

En el primer caso por molestas (estropean el césped), y en el segundo por seguridad de los aviones.

Por ejemplo AENA, el gestor de los aeropuertos españoles, indica que en el aeropuerto de Adolfo Suárez Madrid- Barajas hay 60 halcones que diariamente lo sobrevuelan para disuadir a otras aves que podrían causar gran peligro a los aviones.

¿Sabes de quién fue la idea de utilizar aves rapaces en los aeropuertos? De Félix Rodriguez de la Fuente. La práctica comenzó en la base aérea de Torrejón de Ardoz en Madrid en 1968. A esta iniciativa se la llamó «Operación Baharí».

De ahí pasó al aeropuerto de Barajas y después se ha ido extendiendo a todos los aeropuertos de España y del mundo.

Una de las estrellas de la cetrería es el halcón peregrino. Se trata del animal más rápido del mundo, ya que cuando caza se lanza en picado contra su presa a una velocidad de hasta 300 km por hora.

Están distribuidos en todos los continentes (menos la Antártida), e incluso los hay urbanitas, sí, en el centro de capitales tan importantes como Madrid o Barcelona por ejemplo, hay varias parejas anidando.

Hasta aquí el episodio de hoy.

Créditos del sonido de halcón: https://www.xeno-canto.org/213533

También te puede interesar...

Artículos populares

Abrir chat
1
Hola, ¿en qué podemos ayudarte?